“Morir un poco”, de Álvaro Covacevich, describe la épica de un chileno común, entre la rutina y la rebelión

Por José Luis Arredondo. “Todos los días el hombre sale a la calle a morir un poco, en vez de salir a vivir. De la casa al trabajo, del trabajo a la casa. Y una vez al año, a la playa. Todos los días, la presión de las cosas, de los objetos: vea, vea, vea; Seguir leyendo