«Rómulo Aramburú ya no está trabajando en los arreglos de las obras, ni tampoco lo hará en las próximas que entrarán en el museo», dijo Andrea Said, gestora del proyecto de la Municipalidad y el Centro Cultural Las Condes.

Que la frente de Stefan Kramer es excesivamente amplia, que el rostro de Bernardo O’Higgins recuerda a las abuelas de algunas  personas o que Luis Jara fue el único beneficiado. Esos fueron algunos de los -tantos- comentarios que circularon en redes sociales cuando se difundieron las primeras imágenes del Museo de Cera de Las Condes.

El escultor, Rómulo Aramburú, se refirió a las primeras apreciaciones defendiendo su labor: “La gente ni siquiera las ha visto y dicen que el trabajo está terrible. No le encuentro sentido. Esto es para la comunidad, no es para que te lo destruyan. Es un trabajo para que la gente lo disfrute”, dijo en su oportunidad.

De todas formas, el Concejal de Las Condes -Felipe de Pujadas- aclaró a finales de junio que se aplicarían “retoques” a las esculturas, previo a la inauguración del recinto.

Las puertas del museo se abrieron, las figuras fueron modificadas, pero los comentarios negativos continuaron como memes y frases burlescas en redes sociales.

El Museo de Cera de Las Condes está ubicado en el Pueblito Los Dominicos.

“Lo que el público quiere ver es la copia exacta de las personas y eso es lo que vamos a dar”, dijo Andrea Said, gestora del proyecto, el pasado jueves. “Ahora se cambió el equipo de artistas por otros que sean capaces de crear una copia de los personajes. Se escuchó al público. Aramburú ya no está trabajando en los arreglos de las obras, ni tampoco lo hará en las próximas que entrarán en el museo”.

A las 37 figuras existentes, entre las que destacan Gabriela Mistral, Marcelo Ríos, Felipe Camiroaga y Cecilia Bolocco, entre otros, se sumarán personajes históricos como Lautaro y Caupolicán.







Deja un comentario