Producto de las faenas en Vicuña Mackenna 20, el Centro de Extensión Artística y Cultural junto a sus cuerpos artísticos tenían planificado trasladar sus actividades al Centro de Extensión del Instituto Nacional, lo que debió cancelarse por motivos de seguridad.

Los trabajos en el proyecto VM20 marchan a paso firme, avances que han significado también el cierre del Teatro Universidad de Chile durante parte del segundo semestre de 2019. Frente a este escenario, el CEAC planificó con antelación el traslado de sus actividades hasta el Centro de Extensión del Instituto Nacional, considerando la adecuada infraestructura de este espacio, la que permitía realizar tanto los ensayos como los conciertos de la Sinfónica, además de recibir al público en óptimas condiciones.

Sin embargo, la seguidilla de disturbios en las cercanías de este recinto obligó a descartar esta opción, decisión que fue tomada en conjunto por el Centro de Extensión Artística y Cultural de la Universidad de Chile y sus cuerpos artísticos, ello priorizando la seguridad del público, funcionarios, de los músicos y sus instrumentos.

 De este modo, Diego Matte Palacios, director del CEAC, explica que lamenta profundamente “los inconvenientes que puedan representar todos los cambios que hemos debido efectuar, y recalcamos que nuestro compromiso está en entregar a nuestro público espectáculos de calidad en las mejores condiciones, pese a las circunstancias”.

Así, la Orquesta Sinfónica Nacional de Chile ha debido reprogramar algunos de los conciertos que tenía agendados entre los meses de julio y octubre. Tales modificaciones han incluido el ajuste de algunos programas que se presentarán en una sola función, a diferencia de las dos que se acostumbran en el Teatro Universidad de Chile. Asimismo, ciertos conciertos han debido ser cancelados y se considera incorporarlos dentro de la temporada 2020, como los números 9 y 10, que serían dirigidos por el maestro Paolo Bortolameolli, además de los conciertos de extensión con música de Mazapán y música chilena.

Junto con ello, los ensayos de la orquesta se están realizando en el Teatro Novedades, mientras que algunos de los conciertos en Santiago han sido traslados a otros espacios culturales, como ya sucedió con los programas N° 7 y N° 8, presentados recientemente en CorpArtes, mientras que los conciertos N° 12 y N° 13 se realizarán en el Centro Cultural de Carabineros de Chile (Providencia). En tanto, se espera que durante el mes de octubre la Sinfónica pueda regresar a sus dependencias habituales, para continuar con el desarrollo normal de su temporada.

Diego Matte agrega que “enfatizamos también que los trabajos que se están realizando van dirigidos a contar con una sala única en su clase en nuestro país, diseñada especialmente para que el público puede disfrutar el despliegue grandioso de la Sinfónica Nacional”.

El esperado espacio de la Universidad de Chile contempla un total de 38 mil metros cuadrados, de los cuales 12 mil corresponderán al Centro de Extensión Artística y Cultural. Allí se emplazará la nueva sala de conciertos de la Orquesta Sinfónica Nacional, la que contará con tecnología y equipamiento de primer nivel, más de 1000 butacas y una acústica de excelencia.

En tanto, quienes hayan adquirido entradas para cualquiera de los conciertos suspendidos, pueden comunicarse con la boletería del Teatro Universidad de Chile a los teléfonos 2 2978 2480-81, o al correo boleteriatuch@gmail.com










Deja un comentario